Verduras

Verduras
Verduras

Bundts

Bundts
Bundts

Tartas

Tartas
Tartas

TARTA GUINNESS.

Feliz lunes a tod@s.

Este domingo tenía una reunión familiar con los míos. Ibamos de paella a un local que frecuentamos, pero el postre tenía que correr a mi cargo.



Cuando cocino para mi familia, es una gozada para mí: no se quejan de nada, no tienen casi contraindicaciones (al menos hasta hace poco, creo que mi hermana tiene intolerancia a la lactosa y mi madre colesterol. Para colmo mi hermano está a dieta). De todas formas, como sólo es un día y son muy golosos, es un disfrute preparar un dulce para ellos.

Esta tarta siempre la he mirado de reojo. Y, a pesar de ser un clásico, no me terminaba de convencer. Hasta que un día decidí echar una miradita al post de recetas de rechupete, donde explicaba la receta con todo lujo de detalles. Y, mira por donde, me convenció. Si Nigella Lawson la prepara, tiene que valer la pena.

No tengo palabras para describir su textura: es suave, aterciopelada y con un fragante aroma a chocolate.  Mejora con el reposo, (yo diría que es necesario que descanse un día), y el contrapunto del frosting le va que ni pintado. Eso sí, como a David no le gusta el queso, me permití la licencia de poner sólo nata montada.


Aquí me tenéis preparada para repartir el pastel:



¡A partir de ahora, esta tarta se ha ganado un puesto de honor en mi cocina!

Ingredientes (una tarta de 12-14 raciones):

-250 ml de cerveza Guinness.
-250 gr de mantequilla.
-250 gr de harina.
-350 gr de azúcar.
-75 gr de cacao puro en polvo Valor.
-2,5 cucharaditas de postre de bicarbonato.
-1 pizca de vainilla.
-150 cl de nata para cocinar.

Para el frosting:

-300 cl de nata para montar.
-150 gr de azúcar glass.


El día anterior:

Primero cortamos la mantequilla en cuadraditos y ponemos junto a la cerveza en una olla a fuego suave. Dejamos que se derrita sin parar de remover y sin que llegue a hervir. Reservamos.

En un bol, tamizamos la harina con el bicarbonato. Añadimos el cacao y el azúcar y mezclamos. Reservamos.

En otro bol, batimos los huevos con la nata y la pizca de vainilla. Cuando la mezcla esté espumosa, añadimos la cerveza y la mantequilla. Batimos y añadimos el cacao y la harina ya mezclados. Quedará una masa bastante líquida. 

Vertemos en un molde engrasado y llevamos al horno a 180º unos 45-50 minutos. Cuando lleve 45 minutos, comprobamos la cocción pinchando con un palillo. A mí me tardó 50.

Dejamos enfriar completamente antes de desmoldar. Reservamos a temperatiura ambiente, bien tapado.

Preparamos la nata: batimos bien fría la nata junto al azúcar glass hasta que esté firme pero no dura. Ponemos en un tupper y llevamos al frigo.

Para servir:

Sacamos la nata de la nevera. Cubrimos bien el pastel con la nata. Servimos.



Y el corte...



¡Delicioso!

¡Abrazos mabeleros!

11 comentarios

  1. Conocía de oídas esta tarta. Desde luego la pinta es estupenda, sobre todo para los muy chocolateros. ¿La pueden comer niños? Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí sí... la cerveza, como cualquier bebida alcohólica, pierde su grado de alcohol cuando se cocina. Y esta tarta tiene un horneado lento. No la notaréis para nada.
      Está buenísima.
      ¡Un abrazo!

      Eliminar
  2. Yo, igualito como tu...esta tarta esta en la lista de pendientes desde hace muchísimo tiempo. No me acaba de convencer...a ver...cuando leo las entradas con la receta me gusta...pero al rato, digo que no, aun no estoy preparada para hacerla. Sera la cerveza...pero tengo que admitir que el corte tiene una pinta buenísima. Seguramente habéis disfrutado de ella después de una buena paella.
    Gracias por tu visita a mi cocina ;)
    feliz semana, besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si la pruebas, verás. Yo me he quedado gratamente sorprendida.
      Besos, Eni.

      Eliminar
  3. Es delicioso este pastel, a mi me encanta, bueno a mi y a todos los de mi casa y ya para rematarla con el frosting es que es la locura total, muy rica. Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pufff... y yo sumida en mi ignorancia. Tenia que haberla probado antes.
      Besos.

      Eliminar
  4. una delicia de pastel, seguro que disfrutaron mucho todos los comensales.

    ResponderEliminar
  5. Te ha quedado muy bien, una tarta muy jugosa. La estoy viendo en muchos blogs, algún día me tocará animarme con ella.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está buenisima. Jugosa y con un sabor más suave que el brownie. Ya me contarás.
      ¡Besos!

      Eliminar
  6. Que pintaza que tiene el pastel!!Le metia un bocazo ahora mismo!!

    ResponderEliminar